sábado, 31 de mayo de 2014

*A más sufrimiento, mayor predilección


Jesús a Marga: Sobre las Pruebas.


Quiero que sepas hasta qué punto os quiero probados en el crisol del sufrimiento, hasta qué punto. Os quiero probados hasta que digáis: “¡Basta!, pase de mí este cáliz, pero no se haga mi voluntad, sino la Vuestra (la de la Trinidad).


Os quiero purificados, os quiero limpios de todo pecado.
Y cuando el alma parece que ha alcanzado la perfección: no, no hasta que pase el cancel del sufrimiento y haya salido vencedora.
Cada uno de vosotros será probado. Estáis en los días. Tanto será probado como sea la magnitud de su misión. A unos les corresponde más, a otros menos, según los dones otorgados.
A más sufrimiento, mayor predilección.

No hay comentarios: