Los curas casados, en la agenda de Francisco

Por lo visto, sigue el programa destructor bergogliano, sin pausa ni descanso. Después de arremeter contra la Eucaristía, el Matrimonio y la Confesión ahora le toca el turno al Sacerdocio ¿Qué quedará de la Iglesia después del paso de este Atila moderno metido a “cardenal” y después a “papa"? Por suerte se llevará a toda la cizaña consigo y limpiará la viña del Señor.  

La escasez de sacerdotes se repite siempre donde abundan los obispos y sacerdotes descarriados de su misión sobrenatural, y la Amazonia no es una excepción. Cuando se maltrata el Evangelio o los Sacramentos, se da una caída en picado de las vocaciones, y lo contrario también es cierto

http://www.onepeterfive.com/
Tosatti y Magister Ven a los Sacerdotes Casados ​​en el horizonte


Como hemos informado anteriormente, el tema de los sacerdotes casados ​​parece estar en la agenda de Francisco. No sólo el  informe de Sandro Magister en esta materia salió publicado después del segundo Sínodo sobre la Familia del año pasado, sino también el obispo Erwin Kräutler de Brasil declaró, después de su audiencia privada con Francisco en 2014, que el Papa le animó a estudiar más a fondo este asunto y a ser "valiente" al hacerlo. Este mes de septiembre se ha vuelto a ver dos artículos más anunciando que Francisco tiene la intención de fomentar la idea y la práctica de los sacerdotes casados: uno escrito por Marco Tosatti; el otro por Sandro Magister.

Tosatti, el especialista italiano del Vaticano, informó el 7 de septiembre sobre algunas iniciativas tomadas recientemente por el cardenal Claudio Hummes, prefecto de la Congregación para el Clero. Tosatti informa que está en el aire un próximo Sínodo local de las diócesis de la Amazonía que podría discutir la cuestión de "la transformación de los diáconos permanentes en 'viri probati'" - que Tosatti define como "una especie de administrador laico de los Sacramentos como sustituto del sacerdote. "Sin embargo, dice el periodista italiano, este tema de la viri probati también podría fácilmente convertirse en una discusión sobre el relajamiento de la exigencia del celibato sacerdotal en el rito latino.

Como muestra Tosatti, a Hummes le gusta decir que habla en nombre del Papa. En una conferencia reciente en Brasil, organizada por el obispo João Bosco de Osasco, Hummes dio un discurso y respondió de la siguiente manera, a la idea propuesta de invitar a más sacerdotes de otros países para ayudar a la región amazónica, dada su escasez, según Marco Tosatti, Hummes dijo:

No, no, el Papa no quiere esto; ya que desde el [Vaticano II], no debería haber ningún misionero más, cada pueblo se tiene a evangelizar sí solo. Sólo debería haber clero, sacerdotes y obispos indígenas- también sin formación académica.

Hummes luego continuó diciendo que, en otros tiempos, era "un tabú hablar de sacerdotes casados," pero ahora el Papa invita a los obispos a "hablar entre sí", y les aconseja “que ordenen a un gran número de diáconos permanentes . "Según fuentes de Tosatti, el objetivo del Papa es "tomar el camino a la ordenación de laicos casados ​​con el fin de abastecer a la escasez de sacerdotes, con el aliento del Papa, Hummes ha visitado muchas de las diócesis del Amazonas para preparar un sínodo regional amazónico local, que se ocupará de estas cuestiones en mayor detalle. El sínodo próximamente podría tener lugar. 

En este contexto, otro artículo italiano - esta vez de Sandro Magister - tiene gran importancia. El 21 de septiembre, informa sobre la reciente audiencia privada del cardenal Hummes con Francisco. Como dice Magister, Hummes es hoy el presidente tanto de la Conferencia Episcopal de Brasil para la Amazonia; y de la Red Pan-Amazónica que une a 25 cardenales y obispos de los alrededores, además de representantes indígenas de diferentes etnias locales.

Magister confirma que este sínodo del Amazonas  está en una fase avanzada de preparación:
Magister continúa:
No solo eso. Existe un renovado vigor tras el rumor de que Jorge Mario Bergoglio quiere asignar al próximo sínodo de obispos de todo el mundo, previsto para el 2018, precisamente la cuestión de los ministros ordenados, obispos, sacerdotes, diáconos, incluyendo la ordenación de hombres casados.
Magister señala que, curiosamente, no mucho antes de la visita Hummes al Papa, una fuente bien informada ya había publicado en detalle, en Italia, los tres sub-temas del próximo Sínodo de los Obispos sobre "el ministerio del orden en la Iglesia," a incluir "la posibilidad de un diaconado femenino."

Parece ahora que los divorciados "vueltos a casar" son de hecho favorecidos a ser admitidos a los sacramentos, especialmente de la sgda. comunión, el siguiente campo de la reforma pretendida será el sacerdocio. Por lo tanto todos debemos prepararnos adecuadamente para la siguiente batalla doctrinal y disciplinar.

El cardenal Walter Brandmüller, uno de los más destacados defensores de la indisolubilidad del matrimonio, ya ha aceptado este nuevo reto. Acaba de publicar un artículo que se deriva en gran parte de un prólogo que había escrito hace unos años para un libro en defensa del celibato sacerdotal. Puesto que él es un historiador de la Iglesia - y ex presidente del Pontificio Comité de Ciencias Históricas - quien, por lo tanto, tiene la mejor reputación y la cualificación para hacerlo.
En un reciente artículo el cardenal alemán deja claro que el celibato se deriva idrectamente de la Sagrada Escritura y la Tradición Apostólica, y que ha sido siempre sostenida por la Iglesia Católica, incluso si a veces hubieron graves violaciónes del celibato sacerdotal. En la conclusión de su ensayo introductorio, el cardenal Brandmüller también deja claro que el celibato sacerdotal es parte del patrimonio apostólico que no puede ser entregado por cualquier motivo. El autor muestra que hay que recordar a los católicos "del carácter vinculante de las tradiciones apostólicas" y continúa: "Podría ser útil en este contexto plantear la cuestión de si sería posible abolir - con la ayuda de un Concilio - la celebración del domingo, que, por cierto, tiene mucho menos fundamento bíblico que el celibato ".

El cardenal Brandmüller concluye su erudita defensa del celibato sacerdotal:
" el celibato -, así como la virginidad - elegido por el bien del Reino de los Cielos será siempre una piedra de tropiezo para los que tienen sólo un punto de vista secular de la vida. Jesús mismo ya había hablado sobre este asunto (de los que se hacen eunucos por el Reino)  cuando dijo: '. El que sea capaz de entender esto, que lo entienda "

Este cardenal de 87-años de edad,  es ahora aún más digno de elogio por su valor y su fortaleza. 

Uno se pregunta: ¿quién más va a venir en defensa de una de las partes esenciales de la Fe de la Iglesia? ¿Qué quedará de esta Fe, si el sacerdocio - el pilar de la Iglesia Católica - viene a ser debilitado e incluso vaciado de sentido?




Comentarios