Australia: el 1º país en implantar MICRO-CHIPS





10.10.2016 - NUEVA TENDENCIA 

† En este instante tecnológico en que vive la humanidad, han llevado al hombre a mirar como normal implantarse un chip, pero Mis hijos no deben aceptarlo, es la señal de la bestia mediante la cual llegarán a ser sus esclavos. LA SANTÍSIMA VIRGEN a Luz de María 21.01.2016

Australia puede convertirse en el primer país del mundo en implantar chips al público. NBC Noticias predijo que todos los Norteamericanos serían implantados con un microchip para el 2017, pero parece que Australia ya lo empezó a hacer antes. 

Ya en el 2010, CBS Noticias informó que el gobierno australiano tenía un posible plan de implantación de Microchips RFID (Chips de Identificación de Radio Frecuencia) en áreas relacionadas con el sistema de salud. 

Ahora parece que el plan se está llevando a cabo, pero la campaña no es el resultado de un mandato en el área de la salud, sino más bien, a una astuta campaña de propaganda que compara la implantación de los microchips con convertirse en un “súper-humano”, y la gente los solicita

Bajo el titular: “Australianos aceptan tecnología súper-humana de microchips”, news.com.au (News Corp Australia), uno de los principales medios de comunicación, informa: 

“Puede sonar a ciencia ficción, pero cientos de australianos se están volviendo súper-humanos que pueden abrir puertas, prender luces e ingresar a los computadores con un movimiento de la mano” 

Shanti Korporaal, de Sydney, está en el centro de este fenómeno después de haber sido implantada con dos chips bajo su piel. 

Ahora, ella puede ir al trabajo en su automóvil sin llevar consigo una tarjeta o llaves, y dice que su meta máxima es acabar con su billetera y sus tarjetas.” 

Ella dijo a news.com.au: 



“Puedes arreglar tu vida para que nunca tengas que preocuparte por algún password o PIN. Es la misma tecnología de Paypass, así que espero que se puedan pagar cosas con el”. 

“Con Opal, obtienes un número de identificación único que puede ser programado en el chip. Cualquier puerta con tarjeta electrónica… puede abrir tu computador, la fotocopiadora. usar las tarjetas de fidelidad para hacer compras” 

Los microchips, que son del tamaño de un grano de arroz, pueden actuar como una tarjeta comercial y transferir detalles de contactos a teléfonos móviles, y contener información médica compleja. 

En la entrevista con el medio de prensa australiano, Shanti dice que sus amigos y familiares sienten envidia de su estilo de vida con el microchip. 

De hecho, esta mujer de 27 años ha visto una gran oportunidad de negocio y creó un servicio de distribución llamado “Chip My Life”, con su esposo, Skeeve Stevens, donde por solo 80 a 140 dólares, las personas pueden convertirse en los llamados “súper-humanos”. 

El mismo día en que esta noticia salió al público, Shanti apareció en el lanzamiento del videojuego de ciborgs “Deus Ex Mankind Divided”, junto con Amal Graafstra, joven pionero americano en tecnología “implantable”. 

Como puedes ver, la presión por implantar los chips RFID y asimilar a los humanos con robots y tecnología, es algo que probablemente será vendido al público para ayudarlos a convertirse en “súper-humanos”. Pero claramente, si una parte de ti se convierte en máquina, significa que habrá alguien que va a controlar esta tecnología. 

Si crees que las elites no van a capitalizar tal excepcional oportunidad para controlar al público, obviamente no sabes mucho de historia… 

Amal Gaafstra, que fue uno de los primeros implantados por chips RFID ya en el 2005, apareció en los titulares de américa con un prototipo de la “primer arma inteligente de implante del mundo”, y es un gran defensor de esta nueva tecnología. 

El ha escrito un libro, ha hablado en TEDx y ha aparecido en algunos documentales. 

En una entrevista con la prensa australiana, Amal explicó que la tecnología implantada en su cuerpo “me ha dado la habilidad de comunicarme con las máquinas. Se ha integrado literalmente en lo que soy”. 



Comentarios