viernes, 10 de marzo de 2017

Arzobispo irlandés ortodoxo trasladado



Por Phil Lawler. Mar 09, 2017
     
En el clásico de Agatha Christie Murder on the Orient Express, el gran detective Hercules Poirot se enfrenta a un desafío inusual. Hay demasiados sospechosos: demasiadas personas con motivos obvios para cometer el crimen.

Así es como me siento con la noticia de que el arzobispo Charles Brown, el nuncio apostólico en Irlanda, está siendo trasladado a Albania.

Esto no es un movimiento sutil. El Vaticano está explicando que es sólo una rotación de rutina; De vez en cuando los diplomáticos papales reciben nuevas asignaciones. Eso tendría sentido, excepto que:

El Arzobispo Brown no es un diplomático de carrera. El Papa Benedicto le envió a Irlanda, en un momento de crisis por la fe, precisamente porque confiaba en su ortodoxia.

Cuando se mueven los nuncios, generalmente se envían a asignaciones de igual o mayor importancia. Un cambio de Irlanda a Albania es una degradación inconfundible.

¿Quién habría querido que el arzobispo Brown se retirara de Dublín?

- ¿El gobierno irlandés, que está trabajando para poner fin a la prohibición constitucional del aborto? Comprobar.

- ¿Obispos irlandeses, que no quieren presiones como líderes católicos? Comprobar.

- ¿Sacerdotes irlandeses liberales, por la misma razón? Comprobar.

- ¿La mafia lavanda (homosexual), siempre? Comprobar.

- ¿La Secretaría de Estado, que se toma a mal tener a un no diplomático nombrado como nuncio? Comprobar.

- ¿El mismo Papa Francisco, que está ocupado eliminando a todos los leales de Ratzinger? Comprobar.

Demasiados sospechosos.

No hay comentarios:

Efectos secundarios de la Meditación Trascendental

El yogi Maharishi Maheshi https://gloria.tv/Lionel%20L.%20Andrades Yo era un maestro católico de Meditación Transcendental. Hice un...