La nueva Rusia es pro vida




La Iglesia Ortodoxa Rusa ha estado trabajando arduamente para que la industria del aborto en Rusia acabara; han estado presionando de manera incremental por una prohibición total del aborto, y en el proceso, han ejercido presión exitosamente sobre el gobierno de Putin para comenzar a eliminar el acceso al aborto en todo el país.


Esto es lo que dijo el Patriarca Kirill cuando se dirigió a la Duma, o Asamblea Rusa, el año pasado, cuando habló sobre su necesidad de remediar el problema del aborto. Él declaró: "Gracias a Dios, estamos viendo un progreso definitivo. Sin embargo, al seguir recibiendo miles de cartas de los fieles con la solicitud de recurrir a las autoridades para resolver el problema del aborto, les ruego que no abandonen los esfuerzos graduales para superar este terrible fenómeno ". Y el Patriarca continuó afirmando que proscribir el aborto "no es un cambio revolucionario, sino un retorno a la vida normal, sin el cual la felicidad de hombres y mujeres es impensable, y el futuro de nuestra gente es imposible".

Ahora el progreso al que aludió aquí incluye medidas como la prohibición de anuncios de aborto en Rusia y la relativamente nueva ley que prohíbe el aborto después de 12 semanas de embarazo, y todo esto combinado con los esfuerzos de la Iglesia Ortodoxa Rusa para establecer apoyo social para la familia y para mujeres embarazadas

Bien, ahora tenemos alguna evidencia de que la sociedad rusa en general está comenzando a moverse en la dirección pro-vida característica de una civilización completamente cristiana. Comencemos con algunas estadísticas.

El año pasado, Rusia reportó las tasas de aborto más bajas desde el final de la Segunda Guerra Mundial, un estimado de 700,000 abortos. Y podemos ver una tendencia constante de disminución en el transcurso de ese período: en 1965, se produjeron unos asombrosos 5 millones de abortos en Rusia; en 1990, en el último año o dos antes del colapso de la Unión Soviética, hubo más de 4 millones de abortos; en el año 2000, ese número disminuyó a poco más de 2 millones de abortos; y luego en 2012, ese número se redujo a alrededor de un millón de abortos.

El resultado es que los abortos se han reducido ocho veces en Rusia en los últimos 25 años, de aproximadamente 5 millones anuales a poco más de medio millón. Además, desde 2007, el número de nacimientos en Rusia ha excedido el número de abortos, en un margen de 2 a 1; de nuevo, esta es una inversión sorprendente en las últimas décadas. A mediados de la década de 1980, la Unión Soviética tenía una de las tasas más altas de aborto entre los países desarrollados, algunas estimaciones indican 115 abortos por cada 100 nacimientos.

Ahora, otro indicador de que Rusia se está volcando hacia una cultura de la vida plena es el cambio de actitud de la población. En los últimos 20 años, la proporción de ciudadanos rusos que consideran inaceptable el aborto en realidad se ha triplicado del 12% al 35%.

Debemos recordar que en 1920, en todo el espíritu de la igualdad de género inspirada en el marxismo, la Unión Soviética se convirtió en el primer estado en el mundo en legalizar el aborto, por lo que la práctica se ha vuelto tristemente muy popular entre los rusos; simplemente lo ven como una forma de control de la natalidad y nada más. De nuevo, hace solo 20 años, solo el 12 por ciento de la población rusa denunciaba el aborto. Bueno, ese número ahora ha aumentado 300 por ciento en solo dos décadas. 

Ahora bien, hay varias razones para este cambio de actitud que podemos identificar. El primero es, por supuesto, los incansables esfuerzos de la Iglesia Ortodoxa Rusa en estrecha colaboración con el Estado ruso. El estado ha instituido apoyo económico para familias con muchos niños como una forma de revertir el declive de la población; la Iglesia ha establecido centros de apoyo para mujeres embarazadas en situaciones difíciles, algo parecido a nuestros centros de crisis de embarazo, y han promovido el desarrollo de la educación sobre los peligros del aborto.

Además, lo que no debe pasarse por alto es el éxito que han tenido la Iglesia y el Estado ruso en la promoción de las relaciones familiares y sexuales tradicionales, cuyo colapso está íntimamente ligado al aborto. Tanto el aborto como la anticoncepción moderna por un lado y la promiscuidad sexual y la homosexualidad por el otro amputan o separan el sexo y la sexualidad de la procreación y la familia, y ambas prácticas tienden a fomentar mutuamente la noción de que el sexo es legítimamente buscado sin importar los hijos . Y los estudios más recientes muestran un rechazo abrumador de la homosexualidad y las relaciones entre personas del mismo sexo entre la población rusa.


Otra razón para este cambio de actitud es, por supuesto, el giro nacionalista en Rusia en las últimas décadas. Hay estudios que han concluido que los movimientos nacionalistas tienden a promover sentimientos antiabortistas, en gran parte porque los movimientos nacionalistas tienden a ser muy tradicionales, tienden a ser muy pro familia y, por lo tanto, muy multigeneracionales. (...).


 Y así, vamos a mantener nuestra mirada en esta situación en Rusia; y ciertamente estaremos orando por las más pródigas bendiciones de Dios sobre los esfuerzos de la Iglesia Ortodoxa Rusa y el florecimiento de una rica cultura de la vida en toda Rusia y en todo el mundo.

Comentarios

Elia ha dicho que…
LIBRO DE LA VERDAD

19 ene 2013 Virgen María: Tenéis que luchar contra toda ley y todo argumento que promueva el aborto


Híja Mía, cuando los actos malvados escalan(aumentan), por la manera en que las naciones intentan introducir el aborto, el Espíritu Santo desciende sobre los hijos de Dios, para que puedan obtener el valor para luchar en contra de esto.

El aborto es el pecado más grave a los Ojos de mi Padre. Ninguna razón puede ser a Él presentada, que pueda justificar este vil acto en contra de la creación de Dios. El aborto es una afrenta a la Creación Sagrada de la humanidad y trae consigo un castigo terrible.

Todos los argumentos entre vuestras naciones serán hechos para justificarlo, pero nada puede hacerlo agradable a Dios nunca. Nadie tiene el derecho de interferir con el Regalo de la Vida, creado por Dios, el Creador de todo lo que hay.

Muchas pobres almas creen que muestran compasión cuando condonan(aprueban) el aborto, pero todo lo que hacen es aprobar el asesinato, lo cual es un grave pecado. Debéis luchar contra cada ley y cada argumento, que promuevan el aborto y proteger la vida de los hijos de Dios, dentro de los vientres de sus madres. Nunca debéis sentir miedo cuando vosotros proclaméis el carácter sagrado de la vida.

Orad, orad, orad por las almas que no pueden aceptar la importancia de la vida y del Acto Sagrado de la Creación de Dios. Estas almas necesitan vuestras oraciones y paciencia. Mostradles que no aceptaréis sus exigencias para llegar a aceptar el asesinato de un no nacido hijo de Dios.

Vuestra amada Madre,

Madre de la Salvación



Leer más: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a19-ene-2013-virgen-maria-teneis-que-luchar-contra-toda-ley-y-todo-argumento-que-promueva-el-aborto/