Los riesgos de aprobar la Eutanasia


Comentarios

Cristina Villarroya ha dicho que…
Mensaje del LIBRO DE LA VERDAD de Nuestro Señor:


Lunes 3 de noviembre de 2014

La eutanasia es un pecado mortal y no puede ser perdonado. Aquél que ayuda, asiste o decide quitarse la vida, por la razón que sea, comete un pecado terrible a los Ojos de Dios.

Éste es de todos los pecados, uno de los mayores el tomar una vida, y además declarar que la muerte deliberada prevista de cualquier persona, es una cosa buena. Entre los muchos actos cuidadosamente planeados en contra de Dios, que están siendo presentandos deliberadamente al mundo en este momento, con el propósito de animar a la gente a que peque contra Dios, está el pecado de la eutanasia. No os equivoquéis, la eutanasia es un acto aberrante a Mis Ojos, y lleva consigo graves consecuencias para aquellos que participan en el acto.

Es un pecado mortal matar a cualquier alma y esto incluye a las almas desde el momento de su concepción, hasta los que viven sus últimos meses en la tierra. Nada puede justificar el quitar la vida humana, cuando se lleva a cabo en el pleno conocimiento de que la muerte se producirá en un momento determinado. La muerte causada a otra alma viviente niega la existencia de Dios. Si aquellos que son culpables de este acto aceptan la existencia de Dios, entonces, mediante la realización de tal acto, rompen el 5 º Mandamiento.

Hay un plan, en este momento, para animar a millones de personas a reducir la vida del hombre - tanto la vida del cuerpo como la vida del alma. Cuando vosotros lleguéis a ser participante voluntario en un acto, el que profane la santidad de la vida humana, no tendréis vida - la Vida Eterna - y la salvación no puede ser, ni será, vuestra.

Vuestro Jesús



Leer más: http://m.elgranaviso-mensajes.com/news/a3-nov-2014-la-eutanasia-es-un-acto-aberrante-a-mis-ojos/