Degradados o asesinados por desvelar el lobby gay eclesial


Tiene varios nombres: Red Homosexual, Mafia Lavanda, Lobby Gay. 
El mayor logro del lobby gay es el haber

convencido a los católicos de que no existe


A pesar de que algunas de las cúpulas de la " Iglesia" han hablado de ello e investigado su profundidad , esta poderosa asociación de infiltrados homosexuales ha logrado mantener un perfil relativamente bajo . Hay varias razones probables de cómo esto ha sido posible, y una de las claves es que muchas de las personas que están lo suficientemente cerca como para conocerlo y exponerlo tienen miedo de las consecuencias. Estas consecuencias van desde la pérdida de empleo hasta penas eclesiásticas y posiblemente el asesinato. Es este tipo de intimidación lo que explica por qué la camarilla aparente de sodomitas en la Arquidiócesis de Nueva York ha operado bajo el radar durante tanto tiempo, y por qué el empleado arquidiocesano que habló con ChurchMilitant.com al respecto tuvo que permanecer en el anonimato .
Para tener una idea de lo que se puede esperar cuando se expone el lobby gay, veamos algunos de los eventos trágicos que han caído inmediatamente sobre aquellos que han hablado sobre la corrupción.
1. El p. John Minkler
En 2004, el "obispo"  Howard Hubbard de Albany, Nueva York, fue el centro de una serie de investigaciones . Tres fuentes diferentes identificaron al antiguo líder espiritual de la capital de Nueva York como culpable de violar su voto de celibato con una cadena de sodomía y abuso. De las tres fuentes, en el momento de la investigación, dos ya habían muerto por aparentes suicidios. La única fuente restante que todavía estaba viva fue Anthony Bonneau, un ex prostituto que dijo que el "obispo"  Hubbard había solicitado sexo con él en la década de 1970.
Otra fuente fue Thomas Zalay, cuyo hermano Andrew denunció que Hubbard había abusado sexualmente de Thomas durante años. Según Andrew, Thomas había escrito una nota de suicidio que relataba una relación perversa con el "obispo". En la nota leída en parte:
Howard explica que su papel como obispo y sus votos de celibato no están involucrados porque la Biblia describe el celibato como libre de mujeres. No me considero homosexual ni me he considerado a mí mismo, pero mantener esta relación sirve para propósitos espirituales.

Thomas escribió que Hubbard había "usado injustamente su posición [como "obispo"] para obtener lo que quería" de él. Además, Thomas mencionó "actos sexuales" que fue "obligado a soportar". Trece meses después de que Hubbard fuera nombrado obispo, Thomas murió confinado a su habitación, luego de un incendio. Según su familia fue un suicidio, después de lo que sospecharon por un tiempo era una relación homosexual entre él y el obispo.
La tercera fuente fue el Padre. John Minkler, autor de una carta escrita en 1995 a  John O'Connor, "arzobispo" de Nueva York, en la que le informaba que Hubbard era el líder de una red homosexual dentro de su diócesis. Poco después, el p. Minkler fue llamado a la cancillería e intimidado de manera efectiva para que firmara una declaración jurada en la que negaba que alguna vez la hubiera escrito o que supiera algo acerca de sus afirmaciones.
2. Fr. Alfred Kunz
El padre Alfred J. Kunz era un sacerdote parroquial tradicional y abogado canónigo muy estimado, un pastor familiarizado con la Misa en latín, con quien el clero modernista solía estar resentido. Había servido a la comunidad de San Miguel en Wisconsin durante más de 32 años prestando ayuda a incontables personas a través de su programa de radio semanal, "Our Catholic Family".
Sin embargo, a principios de 1998, poco después de regresar de una grabación de su programa de radio, fue violentamente asesinado en un pasillo de su propia escuela parroquial. Su cuerpo, con el cuello abierto, fue encontrado por un maestro. Según los informes, la muerte se produjo como resultado de la pérdida excesiva de sangre. La policía sospecha que el asesino fue alguien quien el padre. Kunz conocía,, ya que no había signos de entrada forzada; de hecho, todas las puertas estaban cerradas.
Hay varias versiones con respecto al asesinato aún no resuelto de Kunz, según Matt Abbott de Renew America:
La teoría prominente es que Kunz fue asesinado porque "sabía demasiado". ¿Acerca de? Acerca de la mala conducta sexual de algunos hombres de la cúpula. Hombres que pudieron encubrir sus fechorías durante años, incluso décadas. Hombres que formaban la parte más vulnerable de la Iglesia estadounidense.
Aparentemente, el p. Kunz era muy consciente del lobby gay. En un momento le dijo a un amigo: "Nunca subestimes el poder de esta red".
3. Fr. John O'Connor
El padre John F. O'Connor (al que no debe confundirse con el "Cardenal" John O'Connor, mencionado anteriormente) era un predicador dominico que finalmente se convirtió en profesor de filosofía y teología a nivel universitario. En la década de 1980 terminó en su ciudad natal de Chicago, bajo el Superior Provincial p. Donald Goergen. O'Connor y Goergen estarían en constante tensión. Gran parte de la tensión giraba en torno al padre O'Connor quien se ganó gradualmente la reputación de luchar contra una red homosexual en Estados Unidos, especialmente dentro de la Orden Dominica. Aquí hay un ejemplo de 1986:
Ese mismo año, el p. O'Connor descubrió que el p. Goergen, que hacía mucho que quería eliminarlo, planeaba suspenderlo. Luego, en 1987, Predicando el p. O'Connor en una parroquia de Chicago, supuestamente se presentaronn quejas en su contra al infame "Cardenal" de la ciudad, Joseph Bernardin. 
Más tarde ese año, el p. O'Connor informó al padre Goergen que conocía a un compañero sacerdote que había presenciado personalmente al Superior Provincial involucrado en actos homosexuales con otro dominico. Según el p. O'Connor, la respuesta de Goergen fue simplemente decir: "Ahora la homosexualidad se está volviendo más aceptable".
Después de una serie de intentos de silenciar al p. O'Connor, incluido amenazarlo con enviarlo a un pabellón psiquiátrico, fue suspendido oficialmente en 1989. Al año siguiente, comenzó el proceso para su destitución formal de los dominicos, y terminó siendo sentenciado por el Maestro General en Roma a un período de oración y reflexión, junto con una visita ordenada a una sala psiquiátrica (a lo que se negó). En 1991, después de los intentos fallidos de O'Connor para apelar su caso a Roma, terminó oficialmente con los dominicos.
El padre O'Connor finalmente dejó la orden y vivió con su hermana hasta su muerte, en 2006.
4. El p. Matthew Despard
El padre Matthew Despard es un sacerdote escocés que en 2013 publicó " Sacerdocio en crisis ", una revelación condenatoria del lobby gay que trabaja dentro de la "Iglesia" en su país de origen. El libro que acusa a muchos de permitir en sus filas el abuso generalizado y la intimidación por parte de los homosexuales dentro de la jerarquía escocesa, fue publicado en la misma época en que el "Cardenal" Keith O'Brien de Edimburgo renunciara después de admitir irregularidades sexuales. Poco después de la publicación del libro, el mismo "obispo" de Despard, Joseph Toal, lo suspendió y procedió a iniciar un juicio canónico contra él.
El año pasado, a pesar de la amplia muestra de apoyo de sus feligreses, el p. Despard fue declarado culpable de difamación, expulsado de su parroquia y condenado a tres meses de penitencia.
Al final, ¿qué puede esperar el que habla acerca de la Red Homosexual que corrompe a la Iglesia? Pues ser perseguido. Después de todo, ni siquiera en la crisis de abuso sexual, donde en la gran mayoría de los casos fueron atacados niños pospúberes, casi nadie sugiere que la causa sea más que "pedofilia". Sin embargo, los que están detrás de este mal desean que desesperemos, así que siempre debemos tener fe y esperanza en nuestro Señor, y recordar: "Bienaventurados los que sufren persecución por causa de la justicia, el reino de los cielos es de ellos" (Mat. 5:11).
Fuente: Church Militant/Católicos Alerta

Comentarios

Jota Erre ha dicho que…
Los Cristianos no sólo estarán acosados/perseguidos por Mis enemigos, sino que también se volverán unos contra otros. Los grupos que promuevan la herejía en contra de la Santa Biblia tratarán de localizar a aquellos que permanecerán firmes en la Fe. Ellos los criticarán públicamente, ridiculizarán su lealtad a la Verdad y tratarán de localizar a cada siervo consagrado Mío que se atreva a desafiar su traición a Mí, Jesucristo.

El maligno me combate(lucha contra Mi), en este momento, con una rabia terrible, porque él sabe que Mi Tiempo está casi sobre vosotros. Reconoced cualquier forma de persecución en contra de vosotros, de un Cristiano, de un verdadero visionario, profeta o siervo consagrado, por lo que es: una vulgar y maligna agresión a Mí, vuestro amado Jesucristo. Recordad, Mis bienamados seguidores, no hay que ceder a la persecución, a causa de vuestro amor por Mí. Orad por esas pobres almas que han permitido que el mal se derrame fuera de su boca. Sed pacientes y estad en calma cuando seáis testigos de la persecución contra los Cristianos, pues sólo Mi Divinidad es eterna. Las malas acciones, actos o herejías contra Mí, se desvanecerán en un instante. Y sólo aquellos que son verdaderamente para Mí van a encontrar la paz y la salvación.

Orad por vuestros perseguidores y por vuestros verdugos, porque cuando lo hacéis, diluís el poder del maligno.

Vuestro Jesús



Leer más: https://www.elgranaviso-mensajes.com/news/a021-may-2014-los-grupos-que-promuevan-la-herejia-en-contra-de-la-santa-biblia-trataran-de-localizar-a-los-que-permaneceran-firmes-en-la-fe/