80.000 piden la dimisión de Wuerl



Casi 80,000 personas han firmado una petición de Change.org instando al Papa Francisco a que retire al cardenal Donald Wuerl de su posición como arzobispo de Washington, DC.

La petición de Change.org instaba a Francisco a que destituyera a Wuerl de su puesto por presuntamente encubrir el abuso sexual de menores y pagarle a los clérigos para que mintieran sobre sus historias mientras se desempeñaban como obispos de Pittsburgh.

"El Cardenal Wuerl no actuó con valentía moral para expulsar a los sacerdotes depredadores del ministerio público. Décadas más tarde, su fracaso en liderar ha escandalizado a la Iglesia ", dice la petición.

Winnie Obike, candidata republicana a la Cámara de Delegados de Maryland, comenzó la petición, que llegó a más de 79,000 

Obike, en una entrevista exclusiva con Breitbart News, dijo que estaba sorprendida por la abrumadora respuesta a su petición.

La candidata republicana de Hyattsville, Maryland, dijo que lanzó la petición no como candidata para un cargo, sino en su capacidad personal como católica bautizada en el área de D.C. para mostrar cómo "el liderazgo de Wuerl se vio comprometido".

"Los católicos que están frustrados están respondiendo al escándalo de manera diferente", dijo Obike, agregando que la petición es una forma para que la gente escuche su mensaje en el Vaticano ya que "no los desafiamos a menudo en privado o en público".

Ella dijo que planea presentar la petición a Callista Gingrich, la Embajadora de la Santa Sede, para que pueda entregar el mensaje al Papa.

La presión contra el Papa para emprender acciones contra Wuerl se ha intensificado después de que el ex embajador del Vaticano en Estados Unidos, el arzobispo Carlo Maria Viganò, publicara una declaración jurada de 11 páginas pidiendo el renuncia del papa Francisco por supuestamente levantar "sanciones canónicas" contra el predecesor de Wuerl. el cardenal Theodore McCarrick, a pesar de su historial de abusos sexuales a sacerdotes, seminaristas y laicos.

Algunos católicos también se han unido a Viganò para pedir la renuncia del Papa Francisco por no haber manejado el escándalo de abuso sexual de la iglesia. Hasta ahora, el Papa se ha negado a comentar sobre el creciente escándalo que envuelve a la iglesia católica.


El informe del gran jurado de Pensilvania también acusa a Wuerl de proteger a los sacerdotes depredadores sexuales cuando era obispo de Pittsburgh de 1988 a 2006.

Una de las acusaciones más inquietantes en el informe detalla cómo Wuerl aumentó el estipendio de un sacerdote que abusó de menores y se involucró en pornografía infantil si el sacerdote prometía guardar silencio acerca de otros sacerdotes depredadores sexuales.

Wuerl también ha sido criticado por afirmar que no tenía conocimiento de las décadas de supuestos abusos sexuales contra seminaristas, sacerdotes y laicos de McCarrick.

Pero en su informe de declaración jurada, Viganò reveló que informó a Wuerl que el Papa Benedicto impuso sanciones a McCarrick por sus décadas de abuso sexual contra seminaristas, sacerdotes y laicos. Poco después de esta supuesta discusión, Wuerl canceló un evento que McCarrick tenía como anfitrión para jóvenes que contemplaban una vocación al sacerdocio.

Breitbart

Comentarios