La `Iglesia Profunda´ ayuda al rival de Trump


El medio (anti)católico National Catholic Reporter hace un reportaje sobre el candidato más pro-abortista de la historia.

Si Joe Biden recibiera una calificación católica, sería cero. No sólo se opone a las enseñanzas morales centrales de la Iglesia, sino que ha prometido violar su libertad religiosa. Si ganara, reanudaría la persecución de las Hermanitas de los Pobres y otros grupos católicos. A pesar de todo esto, Biden busca el voto católico, y está recibiendo ayuda de los malos católicos que se esconden dentro de la Iglesia. Lo que el Arzobispo Carlo Viganò ha llamado la "Iglesia profunda" está trabajando duro para la elección de Biden.

La muestra A de este perverso fenómeno es el reciente artículo del National Catholic Reporter sobre Biden - "Cómo las raíces católicas de Joe Biden han moldeado su vida pública."

Incluso se nos dice en el artículo que Biden, que sería el segundo presidente católico en la historia de América, representa una mejora con respecto a John F. Kennedy.

La verdad es exactamente lo contrario: ha pasado su carrera rechazando sus raíces católicas y vendiendo su alma a Planned Parenthood.

A la luz del abierto rechazo de Biden a su fe, el artículo se lee casi como una parodia. Lo cita diciendo, "Crecí con la doctrina social católica, que me enseñó que la fe sin obras está muerta, y nos conocerán por lo que hacemos." Es el mismo que ha dicho que no seguirá su fe en el aborto y el matrimonio gay.

La fe es irrelevante para mi política, dice Biden normalmente, sólo cambia su tono durante la campaña, cuando de repente explica su "vida pública". El National Catholic Reporter le ayuda en este trabajo de estafa, con los testimonios católicos más ridículos. Stephen Schneck, director ejecutivo de la Red de Acción Franciscana en Washington, D.C., es citado diciendo, "Biden realmente ve su fe católica como la clave para volver a unir al país y superar las divisiones que nos dividen. Cree que hay algo en el catolicismo mismo que proporciona un terreno donde ambos lados pueden encontrar un lugar común." Schneck insiste en que el apoyo de Biden al asesinato de niños no nacidos no debería llevar a nadie a concluir que es un católico insincero: "No veo esto como una sugerencia de que no es un buen católico".

La pieza no menciona que Biden oficia en bodas gay y se alinea con los liberales más anticatólicos del país. No menciona que ha prometido a NARAL y a Planned Parenthood que obligará a los católicos a pagar por los anticonceptivos y abortos de sus empleados. En cambio, la pieza difama a Donald Trump, quien levantó el mandato anticonceptivo y ha servido como un confiable defensor de la libertad religiosa de la Iglesia.

Se nos dice que Biden es devoto y Trump es desalmado:

En un editorial el pasado diciembre, Biden resumió parte de su discurso a los votantes religiosos, diciendo que Trump "no sabe lo que significa vivir o creer en algo más grande que él mismo".

Michael Wear, quien dirigió la campaña de fe del presidente Barack Obama durante la campaña de 2012, dijo que ese mensaje es fundamental para la distinción que el campamento Biden espera ofrecer. "Donald Trump es alguien que necesita que la religión trabaje para él para tener éxito político", dijo Wear. "Es alguien que ha utilizado la religión y a la gente religiosa. Los valora en la medida en que son valiosos para él."

"El contraste que Joe Biden tiene para ofrecer", continuó Wear, es que "no está buscando ver lo que la fe puede hacer por él". Su vida ha estado buscando ver cómo él puede servir, en parte, por la motivación de la fe."

Es típico de la izquierda católica tratar a los amigos de la Iglesia como enemigos y a sus enemigos como amigos. Se especializa en criar a los destructores de la Iglesia. Miren a todos los "católicos" pro-aborto en el Congreso, la mayoría de los cuales son productos de las escuelas católicas. Joe Biden es el último beneficiario de la Iglesia profunda, que busca eliminar la doctrina católica a favor de la política de izquierda. Viste esta farsa como "fe en acción". Incluso se nos dice en el artículo que Biden, que sería el segundo presidente católico en la historia de América, representa una mejora con respecto a John F. Kennedy:

La elección de un primer presidente católico hace 60 años envió ondas de choque a una nación que una vez fue firmemente protestante. Sin embargo, cuando el Conde de Longford le comentó a la hermana menor de Kennedy, Eunice Shriver, que se debería escribir un libro sobre el Presidente John F. Kennedy y su fe, ella dijo, "Será un volumen muy delgado".

Para Biden, por el contrario, la fe católica irlandesa de su juventud parece estar escrita en casi todas las páginas de su larga vida de una manera indeleble que ha dado forma a su biografía completa. No es una de fachada; es la ventana a través de la cual ve gran parte de su vida pública.

El profesor de la Universidad de Nueva York y erudito de Kennedy, Timothy Naftali, dijo a NCR, "Kennedy no compartió su vida espiritual interior con el público. La dejó misteriosa y restó importancia a su efecto en su enfoque del liderazgo.

Habló de la fuerza moral de la presidencia, pero, tal vez debido a la intolerancia dominante hacia los católicos en ese momento de la historia de EE.UU., dejó sin mencionar las fuentes de su comprensión de los imperativos morales".

"Biden, aunque claramente un fanático de Kennedy, surgió en una época en la que los políticos católicos no necesitaban ser tan circunspectos", señaló Naftali. "Lleva su fe en la manga y explica con orgullo el efecto de su educación en su visión del mundo."

Qué disparate propagandístico. Lejos de probar una pujante y edificante presencia católica en la vida americana, la presidencia de Biden marcaría su clímax más corrupto.


https://spectator.org/author/gneumayr/

Comentarios

Cristina V. ha dicho que…
Mensaje del LIBRO DE LA VERDAD


25 de diciembre de 2014

No os preocupéis por el espíritu del mal, que corrompe el mundo. Dejádmelo todo a Mí. Porque mientras vosotros me améis, me reverenciéis y améis a otros, de acuerdo a Mi Santa Voluntad, Yo os protegeré del dolor de todas las cosas que están en contra Mía.

El peor dolor que tendréis que soportar será el de ser testigos de los supuestos actos de caridad y las preocupaciones humanitarias a escala mundial, las cuales enmascararán las verdaderas intenciones de Mis enemigos. Sabréis, dentro de vuestros corazones, que el engañador está trabajando. Cuando el mundo secular y los que dicen representarme hablan de política, actos humanitarios, pero fallan en proclamar la importancia de preservar la vida humana a toda costa, entonces sabed que esto no es lo que Yo deseo. Si aquellos que dicen representarme no hablan con la misma pasión sobre la perversidad del aborto, como lo hacen sobre otros actos contra la humanidad, entonces, estad conscientes de que algo anda mal.

Mi Padre castigará a todos aquellos que asesinan a Sus hijos, incluyendo a los niños que todavía están siendo alimentados en el vientre esperando nacer. Los autores de semejantes crímenes van a sufrir un castigo terrible si no se arrepienten de sus pecados contra Él. Los que son Míos y que representan a Mi Iglesia en la Tierra han fallado en proclamar la Verdad. El asesinato, incluyendo el aborto, es uno de los mayores pecados contra Dios. Se necesita un acto de contrición extraordinario para que puedan ser absueltos de tal pecado. ¿Por qué entonces Mi Iglesia no lucha con vigor contra este pecado - uno de los actos más abominables de resistencia contra Mi Padre? ¿Por qué os distraen de reconocer el más grave de los pecados, pero predican acerca de la importancia de los actos humanitarios?

El humanismo es una afrenta a Dios porque se centra en las necesidades del hombre y no en la necesidad de arrepentirse del pecado ante el Creador de todo lo que es. Si vosotros ignoráis los pecados mortales, claramente definidos en las Leyes establecidas por Dios, que conducen a la condenación eterna, entonces ninguna cantidad de compasión por los derechos civiles de la raza humana expiará esos pecados.

Si vosotros creéis en Mí, y si me servís, entonces debéis hablar solo acerca de la Verdad. La Verdad es que el pecado es vuestro mayor enemigo - no aquellos que os persiguen. El pecado mortal, si no estáis arrepentidos, os llevará al Infierno. Si vosotros estáis en pecado mortal y dedicáis el tiempo apoyando grandes actos de caridad y hechos humanitarios, y no os arrepentís, entonces vuestra alma se perderá.

Recordad la Verdad. No os dejéis engañar por conversaciones, actos u obras de caridad cuando la tarea más importante es luchar contra el pecado mortal. Mis siervos consagrados que se nieguen a recordaros las consecuencias del pecado mortal, no comprenden la misión que tienen en servirme. No podéis barrer el pecado bajo el suelo, fuera de la vista, como si no existiera. Ninguna cantidad de empatía con las personas que son perseguidas en Mi Nombre, compensará el hecho de que los pecadores no se reconcilien Conmigo, Jesucristo, para el perdón de los pecados.

Vuestro Jesús



Leer más: http://m.elgranaviso-mensajes.com/news/a025-dic-2014-el-humanismo-es-una-afrenta-a-dios/