Anatomía del asombroso complot criminal de la Plandemia



Lo que sigue es el asombroso complot criminal paso a paso para cometer un genocidio global y debilitar gravemente a las poblaciones de todo el mundo mediante varios tipos de armas biológicas COVID-19 y la consiguiente Agenda de Supervacunación Covid.


Dada la enorme profundidad y amplitud de este plan mundial para matar y/o herir deliberadamente a tantos seres humanos como sea posible, está claro que todos los principales gobiernos, instituciones mundiales, corporaciones de la lista Fortune 1000 y organizaciones no gubernamentales (especialmente las de atención sanitaria), que están controladas por la cábala globalista del Nuevo Orden Mundial, tenían que haber tenido conocimiento previo de este plan criminal altamente complejo.  Por lo tanto, cada uno sigue siendo un co-conspirador no acusado en la mayor ola de crímenes jamás perpetrada contra toda la raza humana.


Esto es lo que estos criminales Covid, inconcebiblemente descarados, desesperados e imprudentes, planearon meticulosamente de antemano con gran atención a los detalles malévolos.

1) En primer lugar, los delincuentes Covid lanzaron de forma bastante sigilosa y estratégica una serie de armas biológicas por todo el planeta en las principales áreas metropolitanas en las que se había llevado a cabo el despliegue militar de la 5G a lo largo de 2019.

2) A continuación, etiquetaron a propósito el sofisticado arma biológica -SARS-CoV-19- para engañar a los gobiernos de todo el mundo, así como para confundir a la comunidad sanitaria internacional.

3) A continuación, distribuyeron a sabiendas un kit de pruebas de PCR de COVID-19 altamente defectuoso que garantizaba numerosos falsos positivos y falsos negativos.  Esos kits fueron misteriosamente almacenados en todo el mundo para su rápida difusión antes de la primera liberación de COVID-19 en Wuhan, China.

4) Mientras tanto, los máximos responsables de esta complicadísima operación bioterrorista estaban decididos a impedir que cualquier plan de tratamiento, remedio y/o protocolo del COVID-19 fuera aprobado por cualquier gobierno de la Tierra.

5) Al prohibir rápida y eficazmente el uso de medicamentos exitosos para el Covid en toda la comunidad mundial de naciones, prepararon el terreno para que se desarrollaran y administraran vacunas falsas en un tiempo récord.

6) Las diversas inyecciones de Covid altamente experimentales, cada una con un propósito diferente no revelado, fueron fabricadas antes de la pandemia provocada por el hombre que comenzó en enero de 2020.

7) A pesar del extraordinario número de muertes y de la tasa de lesiones causadas directamente por las inyecciones de Covid, se ordenó a los principales medios de comunicación mundiales que no informaran de esos datos vitales al público en general.

8) De este modo, la gente desinformada y sin conocimiento fue coaccionada y obligada a recibir una "vacuna" no aprobada que fue clasificada como "Autorización de Uso de Emergencia" ÚNICAMENTE.  Este patrón universal de engaño - "vacuna por consentimiento desinformado"- fue parte integral del despliegue de los programas de vacunación en todo el mundo.

9) Incluso los niños están siendo pinchados con las extremadamente peligrosas y mortales "vacunas" COVID-19, y muchos de ellos experimentan inflamación del corazón.  Mientras tanto, la información de los medios de comunicación sobre los riesgos reales sigue siendo prácticamente inexistente.

10) Especialmente durante las primeras etapas de esta pandemia preplanificada, la respuesta médica estándar fue no emitir pautas de tratamiento para la COVID-19 antes de la hospitalización.  Este inmenso fracaso institucional no tiene precedentes ni en su alcance ni en su magnitud.

11) Una vez que se produjo la hospitalización, los protocolos médicos que se administraron de forma rutinaria se convirtieron en la principal causa de muerte, no el COVID-19.  Los médicos de todo el mundo se quejaron como nunca antes en la historia de que los tratamientos médicos eran una ENORME parte del problema; y ciertamente no parte de la solución.

12) Al igual que en la pandemia de gripe española de 1918, ha sido claramente la respuesta médica premeditada la responsable de la alta tasa de mortalidad entre los ancianos y aquellos con múltiples comorbilidades.  En 1918, fue la combinación mortal de aspirina y morfina la que contribuyó a la muerte de más de 100 millones de personas en todo el mundo.

13) Todo apunta a que se utilizará un libro de jugadas similar en 2020 y más allá, en aras de despoblar el planeta y tener a los vacunados con Covid bajo completo control.  La cuestión crucial aquí es que sólo el 10% de las muertes y lesiones causadas por las vacunas se reportan normalmente, por lo que sabemos que las cosas son en realidad mucho, MUCHO peor de lo que se informa.

La lista anterior de ejemplos de negligencia médica grave, actos sistemáticos de negligencia gubernamental y esquemas transparentemente nefastos por parte de Big Pharma, así como el despliegue excepcionalmente irresponsable de las vacunas COVID-19, confirma la intención de cometer un genocidio global.  Esta operación negra dirigida por la cábala del NOM y la siniestra operación psicológica también demuestran la fuerte intención de llevar a cabo el GRAN RESET tras la catástrofe provocada por el hombre de Covid.



Comentarios